Evento de Gadir pintado por Mahmud Farshchian

El Eid al-Gadir (árabe: عید الغدیر) se celebra el día 18 del mes de Dul Hiyya; día que marca una de las más importantes festividades islámicas. Según las narraciones auténticas, en este día el Profeta Muhammad (PBD) tras recibir un mandato divino, asignó a Alí Ibn Abi Talib (P) como su Califa y el Imam de los musulmanes. Este acontecimiento ocurrió durante el último viaje del Hayy del Profeta (PBD) en el décimo año de la hégira (632 D.C.) en un lugar llamado Gadir Jum.
Este día se conoce como Eid Allah al-Akbar[1] (La gran festividad divina) y cada año es celebrado por todos los shiítas del mundo en forma más gloriosa que antes.

Contenido

Un vistazo al evento de Gadir

En el décimo año de la hégira, el Profeta del Islam (PBD) realizó su último viaje del Hayy conocido como Hayyat al-Wida’ (El Hayy de la despedida). En este viaje, no solo la gente de Medina; sino también miles de los musulmanes de otros lugares de la Península Arábiga acompañaron al Profeta Muhammad (PBD). Después de que el Profeta (PBD) partió de Medina a La Meca, cuando la caravana de los musulmanes llegó a una zona cerca de Yuhfa, el Arcángel Gabriel descendió en un lugar llamado Gadir Jum trayendo la siguiente aleya para el Profeta (PBD):

“¡Oh, Mensajero! ¡Transmite lo que ha descendido a ti procedente de tu Señor! Y, si no lo haces, será como si no hubieses transmitido nada de Su mensaje y Dios te protegerá de la gente.”[2]

Esta aleya era un mandato divino en relación con la asignación del Imam Alí (P) como el Califa y el Sucesor del Profeta (PBD). Este mandato tuvo tanta importancia que el Profeta Muhammad (PBD) tuvo que cumplirlo frente a los ojos de cientos de miles de personas. [3]

Sermón de Gadir

El Profeta (PBD) se reunió con todos aquellos que lo acompañaban en este viaje, se subió en un púlpito que estaba hecho con varias monturas de camello, y después de alabar y agradecer a Dios por Sus bendiciones, se dirigió al pueblo y dio un sermón muy importante que se conoce como el Sermón de Gadir.
En este instante, tomó el brazo de Alí (P) levantándolo hasta que llegaron a verse las axilas de ambos. Lo presentó a la multitud, y exclamó: "¿Quién es el más merecedor entre los musulmanes más que ellos mismos?”
Todos respondieron: “Dios y Su Enviado”. El Profeta (PBD) dijo entonces:
“Dios es mi Líder y mi Señor, y yo soy el Líder y el Señor de los creyentes, y merezco entre ellos más que ellos mismos." Luego, agregó:

“Aquél de quien yo fuera su Señor (Maula) Alí también es su Señor”

El Profeta (PBD) continuó: “¡Dios mío! Ama a quien lo ame, sé enemigo de su enemigo y amigo de su amigo. Trata con Tu ira a quien lo odia, ayuda a quien lo ayuda y humilla a quien lo humille, y conviértelo en el eje de la verdad”.
También, ordenó a los presentes que trasmitiesen este mensaje a todos los musulmanes que estaban ausentes en aquel evento.[4]

Virtudes del día de Gadir

En las referencias sunitas, hay una narración que dice: "Cualquier persona que ayune el día 18 del mes de Dul-Hiyya, Dios le dará la recompensa de 6 meses de ayuno”. Este día es el Eid al-Gadir."[5]
El Profeta (PBD) dijo:

"El día de Gadir Jum es el mejor Eid (festividad) para mi comunidad. Es el día en el que Dios, el Todopoderoso me ordenó nombrar a mi hermano Alí Ibn Abi Talib (P) como el abanderado de mi comunidad; para que las personas se guíen por él después de mi fallecimiento. Es el día en que Dios perfeccionó la religión y completó Sus bendiciones sobre mi comunidad y eligió el Islam como su religión”.[6]

Se ha narrado del Imam Sadiq (P) que dijo:

"El día de Gadir es el mayor y más glorioso Eid de los musulmanes. En cada hora de ese día, hay que dar gracias a Dios. La gente debe ayunar en este día para mostrar su agradecimiento a Dios y el ayuno del día de Gadir es igual a 60 años de adoración”.[7]

Historia de la celebración del Eid al-Gadir

Desde la época islámica temprana, los musulmanes; especialmente los shiítas, consideraban el día de Gadir como una de las más grandes festividades islámicas y este día era conocido entre ellos como el Eid al-Gadir. [8]
Mas'udi y Kulayni han escrito en sus libros, que durante el tercer y el cuarto siglo de la hégira era una costumbre común entre los musulmanes shiítas celebrar el día de Gadir.[9] [10]
Antes de ellos, Fayyaz Ibn Muhammad Ibn Umar al-Tusi narró que el Imam Rida (P) celebraba el día de Gadir. Puesto que el Imam Rida (P) vivía al final del segundo siglo de la hégira, se hace claro que la celebración del día de Gadir se remonta a los primeros siglos del Islam.
Dicha celebración se hizo más común entre los musulmanes hasta que los Califas Fatimíes hicieron el Eid al-Gadir como un día festivo oficial en Egipto. En Irán, este día ha sido uno de los días festivos oficiales desde el año 907 de la hégira (1502 D.C.).

Prácticas Recomendables del día de Gadir

El día décimo octavo del mes de Dul-Hiyyah es el día de Gadir, una de las grandes festividades islámicas.
Se transmitió que preguntaron al Imam Sadiq (P):

“¿Acaso hay para los musulmanes otra festividad además de la del día Viernes, la del Adha y la del Fitr?”.
El Imam (P) Respondió: “Sí. Hay una festividad cuya sacralidad es mayor que la de las demás”.
El narrador dijo: “¿Cuál es esa festividad?”.
Respondió: “Es el día en el que el Mensajero de Dios (PBD) designó a Alí (P) como su Sucesor.
El narrador preguntó: “¿Qué se debe hacer en ese día?”.
El Imam (P) dijo (P): “Debéis ayunar, dedicarse a la adoración y bendecir a Muhammad y a la familia de Muhammad (P) (diciendo al-lahumma sal-li ‘ala Muhammad wa âli Muhammad).

En un hadiz, el Imam Rida (P) dijo a uno de sus compañeros:

“¡Oh hijo de Abu Nasr! Donde sea que te encuentres trata de presentarte ante el puro sepulcro del Príncipe de los Creyentes Alí (P) en el día de Gadir. Ciertamente que en este día Al-lah perdona a cada hombre creyente y a cada mujer creyente los pecados de sesenta años.” El Imam (P) continuó “Y un dírham que des a tus hermanos creyentes en este día equivale a mil dírhams que otorgues en otros momentos. En este día sé benevolente con tus hermanos creyentes y alegra a cada hombre creyente y a cada mujer creyente.”

En general, es necesario el engrandecimiento de este noble día.

Los actos recomendables de este día:

  • El ayuno.

Según las narraciones, el ayuno de este día expía los pecados.

  • El baño completo.
  • Recitar la Ziyarat del Imam Alí (P).
  • Realizar una oración especial.

En este día, es recomendable realizar dos ciclos de oración, y luego de ella, realizar una prosternación y agradecer a Dios cien veces.
Luego realizar nuevamente otra prosternación y repetir cien veces al-hamdulil-lah (Alabado Sea Dios). Luego decir cien veces Shukran lil-lah (Gracias a Dios). Se ha narrado que todo aquel que realice esta oración obtendrá la recompensa de aquel que en el día de Gadîr estuvo presente ante el Mensajero de Dios (PBD) y le haya dado la Bai‘ah (juramento de fidelidad) al Imam Alí (P).
Es mejor realizar esta oración al mediodía. En el primer ciclo de la oración luego de la Sura Al-Fatiha recitar la sura Al-Qadr (97) y en el segundo ciclo leer la sura Al-Ijlas (112).

  • Leer la súplica al-Nudbah.
  • Es recomendable en este día felicitar a los creyentes diciéndoles:
al-hamdu lil-lâh-il-ladhî ÿa‘alana minal mutamassikîna bi wilâiati amîr al-mu’minîn wal a’immah ‘alaihimus salam
La alabanza sea para Al-lah quien nos dispuso de entre los que se aferran al Wilayat de Amir Al-Mu’minin y los Imames Infalibles (con ellos sea la paz).

También, es recomendable decir:

al-hamdu lil-lah-il-ladhi akramanâ bi hadhal iawm wa ÿa‘alana minal mûfîna bi ‘ahdihi ilainâ wa mîzâqihil ladhî wâzaqanâ bihi min wilâiati wulâti amrih wal quwâmi bi qistihi wa lam iaÿ‘alanâ minal ÿâhidîn wal mukadhdhibîna bi iawm-iddîn
La alabanza sea para Al-lah quien nos honró con este día y nos dispuso de entre los que cumplen con Su pacto con nosotros y con la alianza que nos confió, en lo referente al Wilayat de los facultados para encargarse de Su asunto quienes ejercen Su justicia; y no nos dispuso de los que niegan y desmienten el día de la religión.
  • Decir cien veces la siguiente frase:
al-hamdulil-lâhil ladhî ÿa‘ala kamâla dînihi wa tamâma ni‘matihi bi wilâiati amîral-mu’minîn ‘alî ibn abî tâlib, ‘alaihis salâm
La Alabanza sea para Al-lah quien dispuso la perfección de Su religión y el perfeccionamiento de Sus gracias mediante el Wilayat del Príncipe de los Creyentes, Alí Ibn Abi Talib, con él sea la paz.
  • Vestir buenas ropas,
  • Perfumarse,
  • Estar alegre y alegrar a los creyentes,
  • Perdonar a los demás y satisfacer sus necesidades,
  • Estrechar los vínculos familiares,
  • Dar de comer a los creyentes y dar de desayunar a los ayunantes,
  • Estrechar la mano de los creyentes, visitarles, sonreír frente a ellos y enviarles regalos,
  • Agradecer a Al-lah por Su gran gracia que es la gracia del Wilayat.
  • Realizar el pacto de hermandad entre los creyentes.

Notas

  1. Hurr ‘Ameli, Wasa’il Shi’a, tomo 2, pág. 82
  2. Corán, 5: 67
  3. Sheij Mufid, Tafsir al-Qur’an, tomo 1, pág. 322
  4. Ibn Asir, Usd al-Qabbah, tomo 5, pág. 253; Kulaini, al-Kafi, tomo 2, pág. 27; Ansab al-Ashraf, tomo 2, pág. 111l; Ibn Kasir, al-Bidayah wa al-Nihaya, tomo 7, pág. 349; Nasa’i, tomo 5, pág. 45
  5. Jatib Bagdadi, tomo 8, pág. 284
  6. Sheij Saduq, Amali, pág. 125
  7. Hurr ‘Ameli, Wasa’il Shi’a, tomo 10, pág. 443
  8. Abu Reyhan Biruni, pág. 95
  9. Mas’udi, al-Tanbih wa al-Ashraf, pág. 221
  10. Kulaini, al-Kafi, tomo 4, pág. 149

Bibliografía

  • Sagrado Corán
  • Abu Reyhan Biruni, Asar al-Baqiyah, Teherán.
  • Belazari, Ansab al-Ashraf, Beirut.
  • Hurr ‘Ameli, Wasa’il al-Shi’a, Qom, 1409 hégira lunar.
  • Ibn Asir, Usd al-Qabbah, Beirut.
  • Ibn Kasir, al-Bidayah wa al-Nihaya, Beirut.
  • Kulayni, Muhammad, al-Kafi, Teherán.
  • Mas’udi, Alí, al-Tanbih wa al-Ashraf, Cairo, 1357 hégira lunar.
  • Nasa’i, Jasa’is Amir al-Mu’minin, Cairo.
  • Sheij Mufid, Tafsir al-Qur’an, Qom, 1422 hégira lunar.
  • Sheij Saduq, Amali, Qom.